Reunión del proyecto europeo ECOTURF

E-mail Imprimir
(0 votos)
Logo
El Instituto de Biomecánica de Valencia (IBV) ha acogido la reunión del segunda año del proyecto europeo ECOTURF. Esta iniciativa tiene como objetivo reducir el impacto medioambiental de la retirada de los campos de césped artificial.

ECOTURF ha llevado a cabo la implementación de un servicio de gestión para alargar el ciclo de vida de las instalaciones de césped artificial de una manera eco-eficiente y rentable basada en la mejora de las operaciones de mantenimiento y la revalorización de los residuos -reutilización y reciclaje-.


La instalación de campos de césped artificial ha sufrido en los últimos años un auge enorme debido al menor mantenimiento y mayor número de horas de uso de este pavimento respecto de la hierba natural. El número de campos que se están instalando actualmente en el ámbito nacional es de aproximadamente 400 por año.

En este contexto debe tenerse en cuenta que la vida útil de estos pavimentos es limitada; el uso de los mismos provoca la pérdida de propiedades que pueden mejorarse mediante operaciones de mantenimiento que alarguen su uso durante el máximo tiempo posible de forma segura para la práctica deportiva.

Las inquietudes que promueven el desarrollo de este proyecto es el posible impacto medioambiental del retirado de dichos campos. Las cantidades de material se estiman en torno a 100 toneladas por campo, que actualmente son llevadas directamente a los vertederos.

Sin embargo, gran parte del material retirado podría ser reutilizado o reciclado pero el coste que supone actualmente provoca que no sea rentable para las empresas.

ECOTURF se plantea alargar al máximo el tiempo de vida de los campos mediante las operaciones de mantenimiento óptimas, separar los distintos materiales que componen las instalaciones una vez se retiren, para su reutilización, así como llevando a cabo el reciclado de aquellos materiales que no puedan ser reutilizados como material de rellenos de césped artificial.

ECOTURF es un proyecto europeo cofinanciado por la Comisión Europea a través del programa Eco Innovación. Además del IBV, forman parte del consorcio RECIPNEU (Portugal), ISA Sport (Holanda) y ACTECO, Poligras y la Fundación Comunidad Valenciana Región Europea (España).